• Nación

El Papa negro



Según información difundida por CNN y RT, por sólo citar un ejemplo. El día de hoy miércoles 21 de octubre del 2020, Jorge Bergoglio, habría pronunciado palabras abominabIes para cualquier ser humano que ose llamarse Papa (máximo dirigente de la Iglesia Católica Apostólica Romana), esto fue lo que Bergoglio habría expresado, a través de una entrevista para un documental sobre su carrera titulado "Francesco", estrenado este miércoles en el Festival de Cine de Roma:


"La gente homosexual tiene derecho a estar en una familia. Son hijos de Dios y tienen derecho a una familia. Nadie debería ser expulsado o sentirse miserable por ello", declaró el líder de la Iglesia católica en el filme titulado "Francesco".

"Lo que tenemos que crear es una ley de convivencia civil. De esa manera están cubiertos legalmente. Yo defendí eso", agregó, aparentemente refiriéndose a cuando era arzobispo de Buenos Aires.

Además, el filme "Francesco", también mostraría al Papa animando a una pareja de homosexuales a criar a sus hijos llevándolos a una parroquia local.


Este bochornoso acto, que todos los católicos que conocemos la biblia, pudimos ver horrorizados. No es más que el desenlace de una serie de eventos, quizá impulsados por su presunto "asesor", el "Papa Negro" jefe mundial de los Jesuitas (orden de donde proviene Bergoglio), el venezolano de 70 años, Arturo Sosa Abascal. Y también, porqué negarlo, la propia voluntad de Bergoglio; quien como adulto, es responsable de sus actos.




Ambos son los latinoamericanos que más alto llegaron en Roma: el argentino a "Papa" y el caraqueño a “Papa Negro”, como suele llamarse a quienes ocupan la cúspide de la congregación fundada en 1540 por Ignacio de Loyola, dado el color de su hábito y sobre todo la para muchos temible influencia de sus 20.000 sacerdotes a nivel global. Los jesuitas componen el sector más político, social e "intelectual" de la Iglesia. Cabe resaltar, que Sosa Abascal, todos estos años se ha mantenido convenientemente "neutral" sobre el Chavismo y el régimen de Maduro en Venezuela. Podemos ver por donde va la cosa.


Este señor vendría a ser el "Montesinos, o el Kushner" de Bergoglio. Así podemos analizar no sólo el lamentable suceso de hoy, sino también las reuniones de Bergoglio en privado durante una audiencia en el Vaticano, el pasado 16 de septiembre del 2020, con padres de muchachos con problemas de identidad y autoestima, mal llamados "Padres LGBT". Cuando en plena "pandemia", el mundo tiene otras prioridades, que semejante frivolidad macabra. De hecho, antes de ella, Bergoglio ya tenía múltiples ocupaciones que atender. La explotación infantil en Asia y África, el hambre en Venezuela (país en su mayoría católico), y por supuesto, la persecución y maltrato de católicos ("supuestamente" su gente), en todo Europa. Pero no, Bergoglio muchas veces priorizó otros temas en agenda.



Tampoco es coincidencia, que Bergoglio en lo que va de su "pontificado" aparentemente "coquetee", con miembros de la masonería, secta que históricamente ha sido la enemiga numero uno de la iglesia. Así como relacionarse de lo mejor con los asesinos de Jesucristo, quienes fueron expulsados hace más de 500 años de España por la Santa, que hasta ahora no quiere Beatificar, la gran Isabel La Católica, una católica a carta cabal, que le dió muchísimo a nuestra Iglesia. Como vemos, nunca un Papa llegó tan lejos con esa clase de licencias, premiando a quien no debe, y castigando con la mezquindad del olvido a quienes si debería mirar.




Otro hecho, quizá tan bochornoso como el de hoy, ocurrió a inicios del 2019 en su visita a Abu Dhabi donde invitó a todas las religiones a promover la reconciliación al sellar el documento de "Fraternidad Humana", ¿Fraternidad, es en serio?, ¿Se puede ser mas masón?. Y lo peor fue el "sello", mírenlo ustedes mismos:



Si ya hizo "eso", lo de hoy era solo cuestión de tiempo para que suceda abiertamente. Repetimos, nunca un papa se atrevió a tanto, a avergonzarnos tanto. Por ello, no debemos olvidarnos que nuestro verdadero Papa, Benedicto XVI, dijo en el año 2003, cuando era el Cardenal Ratzinger y prefecto de la Sagrada Congregación para la doctrina de la fe, lo siguiente:

"La iglesia enseña que el respeto hacia las personas homosexuales no puede en modo alguno llevar a la aprobación del comportamiento homosexual, ni a la legalización de las uniones homosexuales o equipararlas al matrimonio; significaría no solamente aprobar un comportamiento DESVIADO y convertirlo en un modelo para la sociedad actual, sino también ofuscar valores fundamentales que pertenecen al patrimonio común de la humanidad. La iglesia no puede dejar de defender tales valores, para el bien de los hombres y de toda la sociedad..."

¿Qué diferencia verdad?. Dios bendiga a Benedicto.


Por otro lado, las escrituras de la Santa Biblia, que para todo católico de bien son ley. Son muy claras respecto al tema:

"No te echarás varón con varón, como con mujer, es abominación". (Levítico 18:22).

Todo católico que siga la biblia, entenderá que lo que hoy aprobaría Bergoglio, es abominación.



Es difícil y doloroso, escribir este recuento de sucesos acerca de la iglesia católica que nos vio nacer, bautizarnos, hacer la comunión, confirmarnos y en algunos casos hasta casarnos. Y sólo dios sabe si nos vera morir aun estando en pie. Son cosas que aunque desgarren el alma, ya no se pueden callar. Dios expresa muy claro en la Santa Biblia, que: "A los tibios les vomitará en la boca". Con el fin tan cerca, no podemos ser tibios. La iglesia católica, son los fieles, no Bergoglio. Lo que si podemos es orar, para que aquella alma descarriada se arrepienta y de un paso al costado. Para que vuelva a ocupar el trono de San Pedro los años que le queden de vida, nuestro Papa Benedicto, un hombre verdaderamente santo. De lo contrario, nos tocará a los católicos defender, rescatar y limpiar nuestra iglesia católica (con mucho más que oraciones), del demonio usurpador metido en cada rincón de ella.



En la décima centuria del médico y consultor astrológico, Michel Nostradamus , publicada en el año 1568 se profesa: “Clero Romano el año mil seiscientos y nueve, en la cumbre del año se hará elección: De un gris y negro de la Compañía salido, que nunca fue tan maligno”. Hasta el momento se ha interpretado que un "rey negro" en el trono del Vaticano será el último antes de que el mundo sucumba frente al Apocalipsis: "Al principio habrá enfermedades mortales como advertencia (¿Covid-19?); luego habrá plagas, morirán muchos animales, habrá catástrofes, cambios climáticos y finalmente empezarán las guerras e invasiones del rey negro". Pero no importa, nosotros tenemos a Dios y a Jesucristo en nuestro corazón, debemos aprender a luchar contra el miedo terrorista de la usurpación.


A occidente, por su Iglesia Católica Apostólica y Romana, le tocará luchar con biblia en mano. Pero también si hace falta con la empuñadura de una espada, no seremos los primeros ni los últimos.


¡Vivat Christus Rex!



Fuentes: https://www.bbc.com/mundo/noticias-54636643

https://www.actualidad.rt.com/actualidad/370574-papa-francisco-homosexuales-cubiertos-leyes-union-civil

272 vistas
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram